in ,

El Tribunal Supremo suspende la proclamación de tres diputados de la oposición

Mensaje de la Mesa de Unidad Democrática (MUD) tras conocer los resultados de las elecciones parlamentarias de este domingo. (Youtube/captura de pantalla)
----- Publicidad ---

Diario de Cuba. El enfrentamiento entre el Gobierno y la oposición se ahonda en Venezuela: mientras el Tribunal Supremo suspendió temporalmente la proclamación de tres diputados adversos al chavismo, la coalición opositora aseguró que todos sus representantes electos asumirán el 5 de enero, consagrando la mayoría calificada de dos tercios.

La Sala Electoral del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) declaró «procedente» un recurso de amparo cautelar contra la elección en el estado de Amazonas (sur), lo que afectó a tres candidatos opositores y uno oficialista, ordenando «de forma provisional e inmediata la suspensión» de la proclamación como candidatos electos.

Cuando faltan solo seis días para la instalación de la nueva Asamblea Nacional, el fallo deja provisionalmente a la opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) sin la poderosa mayoría de dos tercios (112 de 167 escaños) que ganó en los comicios parlamentarios del 6 de diciembre, pero queda con la calificada de tres quintas partes.

«Con la fuerza de la Constitución, con la fuerza de la Ley y la fuerza del pueblo, los 112 diputados de la Unidad Democrática tomarán posesión el próximo 5 de enero», reaccionó de inmediato la MUD en un comunicado en el que calificó de «insólita» la decisión del TSJ.

El amparo cautelar formaba parte de una serie de impugnaciones presentadas el lunes y martes por el oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) —que afectan a nueve diputados opositores y uno chavista—, todas las cuales fueron admitidas este miércoles por el TSE para evaluarlas y decidir si anula o no esas elecciones, aunque solo aprobó la medida cuatelar para los cuatro de Amazonas.

Las impugnaciones del oficialismo, que no tendrá el control del Parlamento por primera vez en casi 17 años de gobierno chavista, atizaron la tensión política que anuncia un choque abierto de poderes en un país ya agobiado por la crisis económica.

Los analistas advierten que un aumento de las tensiones llevaría a una crisis económica aún mayor que la de 2015, que cerrará con una inflación del 200%, la más alta del mundo, según cálculos privados; una caída del PIB de entre el 6 y el 10%, de acuerdo con el FMI y la CEPAL, y una aguda escasez de productos básicos que provoca tediosas colas en los supermercados.

«En la medida en que el Gobierno impida totalmente el trabajo de la Asamblea, aumentará lamentablemente la probabilidad de conflicto y radicalización», opinó Luis Vicente León, de la firma Datanálisis.

La acción del oficialismo desató una ola de reacciones en la oposición. La MUD recusó a los magistrados de la Sala Electoral por considerarlos alineados del chavismo.

«Esto da una idea de la inmensa crisis de ilegitimidad que atraviesa el régimen (…) Con decisiones como estas, la burocracia derrotada genera inestabilidad y zozobra», dijo la MUD en su comunicado.

El secretario ejecutivo de la MUD, Jesús Torrealba, envió cartas a los representantes de la ONU, la Unión Europea (UE), la Organización de Estados Americanos (OEA) y los bloques regionales Mercosur y Unasur, ante las que denunció «un intento de golpe de Estado Judicial».

«Incumpliendo lapsos, violentando instancias, poniendo a decidir a magistrados que son al mismo tiempo juez y parte, el oficialismo pretende impugnar un grupo de diputados (…) desafiando la voluntad del pueblo expresada en las urnas», dijo la coalición opositora en la carta.

Los recursos contra los diputados electos fueron presentados pocos días después de que la saliente Asamblea Nacional, aún con mayoría chavista, designara a 13 nuevos magistrados titulares —y 21 suplentes— del TSJ, órgano que dirimirá las disputas que se avecinan en el Parlamento.

Sin mencionar las impugnaciones, el presidente Nicolás Maduro acusó este miércoles a la oposición de «jugar sucio» y aseguró que son investigadas «irregularidades» en los pasados comicios, como la «compra de votos».

----- Publicidad ---

¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIOS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo que cuesta esperar el año nuevo en Cuba

Vladimir Morera, en estado crítico tras más de 80 días en huelga de hambre