in , ,

DOCUMENTAL Cuba: Un paraíso natural

Para los animales terrestres la vida en el manglar cubano no es fácil, todos deben permanecer alerta ante los posibles depredadores, cualquier movimiento descuidado puede suponer la muerte.

Para las jutías, tanto en tierra como en agua los cocodrilos y las boas son sus peores enemigos, el tránsito por el suelo supone un riesgo permanente. Están adaptadas para trepar, correr y nadar sin problemas, pero el agua de Zapata suele tener siempre algunos ojos vigilantes e incluso cuando uno se siente a salvo puede tener a la muerte rondándole a la espalda.

En la actualidad se conocen cuatro especies de peces ciegos cubanos, pero la ciencia aún no los ha estudiado en profundidad. ¿Cómo pudieron adaptarse a los cambios radicales de dos mundos tan opuestos como las cavernas de aguas dulces y oscuras y el luminoso mundo recifal? ¿Quién fue aquel pionero de los corales que emprendió la aventura evolutiva que dio origen a estos fantasmas de los cenotes cubanos?

Como tantas otras preguntas la respuestas aún permanecen ocultas, escondidas en el laberinto desconocido del impenetrable manglar.

¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El león de la Metro

¿A dónde van las “máquinas”?