in

¿Ser flaco o gordo? La delgada línea que se rompe en el ciclo de mantener el peso

¿Ser flaco o gordo? La delgada línea que se rompe en el ciclo de mantener el peso
¿Ser flaco o gordo? La delgada línea que se rompe en el ciclo de mantener el peso
----- Publicidad ---
¿Ser flaco o gordo? La delgada línea que se rompe en el ciclo de mantener el peso
¿Ser flaco o gordo? La delgada línea que se rompe en el ciclo de mantener el peso

Para quienes tienen sobrepeso, el bajar las libras de más puede parecer la meta más difícil de alcanzar, pero realmente el reto está en mantenerse en el peso correcto, según la estatura y la composición física de cada persona.

Según estudios, en los últimos 100 años, el cambio radical en la variedad y el tipo de comida disponible, sumados a la gran cantidad de alimentos que ahora contienen más calorías, agrava este problema.

Por ello, el científico en comportamiento humano y profesor de la Universidad de Oxford, Paul Aveyard, se dedica a ayudar a las personas a controlar su peso. Él afirma que «todo está en desarrollar nuevas rutinas que se conviertan en nuevos hábitos». Así lo reveló en una entrevista para la A BBC iWonder, a quienes, asegura que este es un secreto sencillo para mantener un peso ideal.

Pero, ¿cómo alteramos costumbres muy arraigadas de toda la vida para evitar aumentar de peso en el futuro? para esto el experto propone los siguientes consejos:

Seguir las reglas: La pérdida de peso implica la creación de reglas para uno mismo. Si se cumplen durante un determinado tiempo, se convierten en nuevos hábitos saludables.

Mantener el control: Una vez alcanzado el peso ideal, se puede aumentar la cantidad de comida, pero sin descuidarse. Si se come más un día, recortar al siguiente.

Pesarse a diario: Fije un peso y no se exceda en más de un kilogramo. Si gana peso de nuevo, vuelva a bajarlo.

Darse tiempo: Trate de perder de peso durante un período de tiempo, y luego tenga otro para permanecer estable antes de volver a intentar bajar más kilos.

Compromiso: En promedio se tarda uno o dos meses para formar un hábito, pero esto puede variar mucho entre las personas, desde 18 a 254 días.

Repetir, repetir, repetir: La persistencia forma hábitos y crea costumbres. Recuerde que comer de forma saludable es un cambio de estilo de vida, no una dieta.

Alejar la tentación: Saque de su casa los alimentos poco saludables. Reemplázalos con alimentos que combatan la enfermedad, tales como frutas y verduras.

A moverse: La cantidad más pequeña de ejercicio es beneficiosa.

¿Tus amigos te engordan?: Trate de pasar tiempo con personas que tienen los hábitos que deseas adquirir.

Probar, probar y probar de nuevo: Es común tener recaídas así que acepta la imperfección. Si rompes tu dieta o rutina, retómala tan pronto como sea posible. (I)

Publicado en El Universo

----- Publicidad ---

¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIOS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Un hombre vende vegetales en un mercado agrario junto a carteles con las imágenes de Fidel y Raúl Castro.

Cuba: la cosecha se planifica tras un buró

El apartheid como ‘estrategia’ para el turismo en Cuba (+Video)