in

Asesor de Obama: ‘No tendría sentido’ que Trump se alejara de Latinoamérica

«En el caso de Cuba, volver a una política que fracasó durante cinco décadas no tendría mucho sentido.»

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, se retirará de sus labores en enero con las relaciones con Latinoamérica «mejor que nunca», según dijo a EFE su asesor para la región, Mark Feierstein, quien asegura que «no tendría sentido» que Donald Trump cambie demasiado las políticas hacia el continente.

«Las relaciones (de Estados Unidos) con Latinoamérica hoy son más saludables que nunca»

Celebró Feierstein, quien cumple labores como asesor especial de Obama y director para asuntos del hemisferio occidental en el Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca.

Por tal motivo, el asesor estima que, llegado el momento de Trump de asumir el poder el próximo 20 de enero y «deje atrás la retórica de campaña», dispondrá de «la oportunidad de estudiar» la situación junto a sus asesores y se dará cuenta de que «no tiene sentido alterar en ningún sentido» unas relaciones con Latinoamérica que están «mejor que nunca».

«En el caso de Cuba, volver a una política que fracasó durante cinco décadas no tendría mucho sentido. En el caso de México, generar antagonismo con un aliado que es tan importante en tantos temas no tendría mucho sentido»

Destacó Feierstein en una larga conversación con la agencia en la Casa Blanca.

«Dificultar el comercio con una región que es el principal destino para nuestras exportaciones no tendría sentido»

El principal giro que ha adelantado Trump está relacionado con el pilar del legado de Obama hacia Latinoamérica: su política de apertura hacia Cuba, a la que el presidente electo ha prometido «poner fin» si el Gobierno cubano no firma con él «un acuerdo mejor».

El asesor de Obama, sin embargo, está «seguro de que cualquiera que haga una evaluación objetiva de lo que se ha conseguido en los dos años» desde que comenzó el deshielo «se dará cuenta de que tiene sentido seguir con el proceso de normalización».

«La alternativa es volver a una política fracasada. No podemos aislar a (el Gobierno de) Cuba si somos el único país que los aísla», sostuvo.

Para el presidente electo, será «muy difícil acabar con algo que básicamente beneficia al pueblo estadounidense», como la posibilidad de viajar o hacer negocios en Cuba, o la existencia de una embajada en La Habana, agregó el asesor.

Del mismo modo está abierta a la expectativa la promesa de Trump de construir un muro en la frontera con México y renegociar o retirarse del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), aunque Feierstein asegura que el magnate neoyorquino se percatará de que Estados Unidos «no puede tener éxito sin la colaboración de México».

«Es uno de nuestros socios más importantes en el mundo. No podemos manejar los problemas migratorios sin trabajar estrechamente con ellos y nuestro comercio con ellos es vital», destacó.

Haciendo referencia a lo que sería el legado de Obama en Latinoamérica, el asesor cree que se basa en haber desarrollado «relaciones maduras» con «casi todos los países del continente», un avance en el que el acercamiento diplomático con La Habana  ha tenido un peso «enorme», puesto que «ha cambiado drásticamente el tono» de las conversaciones con toda la región.

 

Con información de EFE.

¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las recargas a Cuba como regalo de Navidad

Las recargas a Cuba como regalo de Navidad (+Video)

El candidato republicano Donald Trump | CPEM

China advierte a Trump de que no habrá estabilidad si cuestiona su soberanía