in , ,

¿Tres semanas para abrir una cuenta para damnificados del ciclón Irma?

Loading...

Un grupo de empresarios españoles en Cuba agrupados en la AECC, Asociación de Empresarios Españoles en Cuba, ha acordado realizar una recaudación de fondos para la recuperación tras el paso del huracán Irma.

La noticia en sí podría ser intrascendente, si no se lee con cierto detalle. Al parecer, los daños del Irma en Cuba han sido devastadores. Un informe preliminar sitúa la cifra de damnificados en más de 11.680 en nueve de las 15 provincias del país, en las que el ciclón causó daños a unas 158.550 viviendas, quedando completamente destrozadas unas 14.657, a lo que se añaden la fatal estadística de 10 fallecidos. Datos que confirman la gravedad de los daños, su extensión geográfica y en particular, la problemática relacionada con la vivienda, que en Cuba se caracteriza por su escasez y deterioro.

Estos empresarios, agrupados en la AECC hicieron una primera donación de 1.000 euros a una cuenta oficial para después realizar contribuciones hasta el 1 de noviembre. A partir de esta primera aportación la AECC, que agrupa a más de 260 firmas, comenzó la campaña de recaudación de fondos para contribuir a la recuperación de la isla.

Loading...

El presidente de la AECC, Xulio Fontecha, indicó que inmediatamente después del ciclón, la entidad contactó con la Cámara de Comercio y el Ministerio del Comercio Exterior, su contraparte cubana, para ofrecer una colaboración, que fue aceptada por estas autoridades. Sin embargo, y aquí viene lo que causa asombro, la campaña de recaudación de fondos tuvo que retrasarse hasta ahora (tres semanas) como consecuencia de la demora de los trámites para abrir la cuenta bancaria en euros específicamente para este fin de las donaciones. Es evidente que el sistema de control castrista no facilita este tipo de operaciones bancarias que en cualquier otro país del mundo sería instantánea.

Los empresarios españoles pretenden seguir recaudando fondos hasta el 1 de noviembre cuando entregarán la donación al régimen. Es asombroso que ante situaciones de dificultades para la población, el castrismo siga vendiendo cara su colaboración necesaria. Sabido es, y comprobado esta vez, que en Cuba nada se mueve sin autorización del régimen. En cualquier democracia libre y plural, este tipo de prácticas, absolutamente inconcebibles, obligaría a exigir una comisión de investigación que aclarase los retrasos y, sobre todo, el destino de las donaciones y múltiples ayudas humanitarias enviadas por gobiernos (Venezuela, República Dominicana, Japón, España, Surinam, China, Bolivia, Colombia, Perú), asociaciones de amistad castristas, empresas, organizaciones no gubernamentales, universidades e instituciones religiosas, entre otras. Un régimen político que antepone dificultades de gestión y excesos de controles a las necesidades de la población es evidente que prioriza la actuación estatal por encima de la social. Mal asunto.

Loading...

Pese a que los cubanos damnificados por Irma necesitan urgentemente ayuda para reparar sus viviendas, muchas de ellas totalmente destrozadas, el régimen se lo toma con calma y desidia. La campaña de recaudación organizada por los empresarios españoles en Cuba es un buen ejemplo de ello; ha tenido que retrasarse casi un mes como consecuencia de una inexplicable demora en los trámites para abrir una cuenta bancaria en euros específicamente para este fin.

Abrir una cuenta en euros y para un destino concreto. No se trata de ninguna operación de espionaje ni de carácter clandestino, ni mucho menos que atente a la seguridad nacional. Es una obra humanitaria que se hace en cualquier país del mundo. Surgen algunas dudas ¿En qué pensaban las autoridades del régimen a la hora de retrasar la autorización de esta sencilla operación? ¿A qué temen? ¿Qué es lo que quieren conseguir y para qué? ¿Es que resulta tan difícil conseguir euros en Cuba para la apertura de una cuenta?

Si las donaciones y la ayuda humanitaria enviada a Cuba, para que los cubanos puedan superar el daño devastador causado por el huracán Irma se congelan y se someten a “orden, control y disciplina”, siguiendo las máximas raulistas de toda la economía, se estará perdiendo un valioso tiempo para recuperar el país. ¡Qué lástima!

Elías Amor Bravo, economista

Written by Elías Amor Bravo

Elías Amor, economista cubano residente en España autor del blog http://cuba-economia.blogspot.com/

Monumento acorazado Maine / Archivo

El monumento al Maine en La Habana se convirtió en un baño público

Ella es Tatiana Felgengáuer, la presentadora rusa ultimada de una puñalada en la garganta.

Apuñalan en el cuello a una periodista rusa