in ,

Panamá enfrenta nueva crisis migratoria de cubanos

Migrantes cubanos en la selva de Panamá / Foto: Gobierno de Panamá

Se repite la pesadilla migratoria para Panamá. Cubanos que intentan llegar a Estados Unidos se han visto impedidos de seguir su camino, luego de que el gobierno panameño les prohibiera el paso, en vista de que un grupo de 600 migrantes, entre ellos cubanos, están varados en Puerto Obaldía, bajo una fuerte cuarentena por la presunta aparición de Malaria africana.

Según detalla Martí Noticias, el gobierno panameño activó un protocolo de seguridad para hacerle frente a la oleada de migrantes, pero afirman que esto “toma su tiempo”.

El Ministro de Seguridad Pública, Jonattan del Rosario, informó que primero deberán verificar, caso por caso, el destino de los migrantes para saber si se les permite o no ingresar.

«Después que terminamos la verificación, caso por caso, pues salen del país (…) el destino de cada migrante va mucho en función de sus características y es un proceso que se hace caso por caso”

Al parecer son cerca de 720 migrantes irregulares, 57 por ciento de grupo son cubanos, el resto son de Camerún, Ghana, Eritrea, Etiopía, además de algunos haitianos.

Del Rosario afirma que “no es la peor crisis migratoria” que ha enfrentado el país, haciendo referencia a la vivida en 2015 cuando Nicaragua cerró sus fronteras.

La zona fronteriza con Colombia es utilizada por el crimen trasnacional como corredor para el tráfico de migrantes procedentes de todas partes del mundo y que buscan llegar a Estados Unidos, así como para el trasiego de drogas.

Los migrantes que están ahora en Puerto Obaldía son sometidos a un procedimiento de verificación sanitaria, para evaluar su estado de salud, y de seguridad y migración, incluido un proceso biométrico para comparar información con bases de datos de Estados Unidos y otros países amigos a fin de tener un perfil de la persona y determinar si la misma genera o no un alerta migratoria.

Si la persona arroja un resultado considerado negativo para el gobierno de Panamá, podría ser expulsado del país.

«La impaciencia de los migrantes nos obliga a veces a tener que hacer valer la autoridad, pero siempre todo dentro del respeto de los derechos humanos. Es una situación humana compleja que la atendemos de manera seria y responsable, por lo que toma su tiempo».

Redacción Cubanos por el Mundo

¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Donaciones a damnificados por tornado en La Habana

Más de 3 millones de pesos ha recibido el régimen en donaciones y aún así cobra por comida y materiales a damnificados

Embajada estadounidense en La Habana repudia ataques a cubanos que se oponen a la nueva Constitución