in

Régimen cubano expropiará local en el que lleva 20 años funcionando una iglesia evangélica

El régimen cubano no respeta ni la fe que tienen los ciudadanos por una religión u otra. En esta oportunidad el castrismo tiene la intención de
expropiar de manera forzosa a la Iglesia de Nazareno.

El local ubicado en la ciudad de Manzanillo, Granma, es una edificación que lleva dos décadas en poder de la denominación protestante. La información la difundió el pastor de la congregación Osmel Pozo Serrano, quien ironizó que «el régimen le dio este ‘regalo’ por la Semana Santa».

«Se me notificó que van a quitarnos nuestra propiedad, que la iglesia ha tenido en su poder por más de 20 años, porque según ellos es de interés social», denunció en su cuenta en Facebook.

Las expropiaciones no cesan

En los 60 años de ‘revolución’, el régimen se ha caracterizado por expropiar templos, escuelas, hogares de ancianos y otros bienes tanto a la Iglesia Católica como a asociaciones evangélicas.

«Llevamos años en litigio y oración por esto (la edificación que ocupa la iglesia) y ahora aparece un documento que, según ellos (el régimen), estaba desde el 2016, y tres años después es que lo notifican; esto me suena raro», comentó Pozo Serrano .

«No me muestran la notificación original y me dicen que la decisión es inapelable», añadió el pastor, que publicó en su sitio en Facebook imágenes del documento.

El líder religioso aseguró que, además, las autoridades no informaron la decisión a la Dirección Nacional de la Iglesia de Nazareno. Asimismo pidió «apoyo en oración» y ayuda por la situación de su iglesia.

LEE TAMBIÉN: El régimen asegura que médicos cubanos “tienen disposición de continuar” en Kenia

Redacción Cubanos por el Mundo

¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Masacre en México: Hombres armados matan en una fiesta a 14 personas incluyendo un menor (+Vídeo)

Bob Menéndez: «Con la Helms-Burton el régimen cubano tiene que rendir cuentas ante la justicia de EEUU»