in ,

Médicos cubanos en Brasil sobreviven de cualquier manera para no regresar a Cuba

Médicos cubanos en Brasil sobreviven para no regresar a Cuba. Foto: Jovem Pan

Trabajando en construcción, pintando o cargando maletas por escasos salarios, así sobreviven los médicos cubanos en Brasil. Los galenos hacen el esfuerzo que sea necesario con el único propósito de no regresar a la Isla.

Un ejemplo de ello es el doctor Karel Sánchez, de 35 años, quien mantuvo la misma rutina durante aproximadamente un año y medio en la ciudad de Pará, en Cachoeira do Arari. Allí cargó maletas en el aeropuerto de Guarulhos, en Sao Paulo, ganando menos de un tercio de lo que recibió como profesional de la salud y teniendo que pagar un alquiler en la ciudad más grande de Brasil.

Mientras que la historia se repitió de manera más dramática para Raúl Duran, de 39 años, en el interior del estado de Sergipe. Desde fines del año pasado hasta marzo de 2019, estuvo sin percibir un salario, quedó sin suministro eléctrico por no pagarlo y casi perdió el empleo de médico en la ciudad de Indiaroba.

Los dos médicos cubanos en Brasil forman parte de un problema no resuelto, publica la edición digital de JovemPan.

Los profesionales integrados a Más Médicos que decidieron quedarse en ese país intentan sobrevivir después de que el Gobierno pusiera fin a su participación en el programa en noviembre pasado.

Buscaban mejor calidad de vida

Sánchez y Duran estudiaron en la Universidad de Ciencias Médicas de Holguín. Ambos son especialistas en Medicina General.

En 2017 se fueron a Brasil en busca de mejores salarios ofrecidos por el programa, que echó a andar bajo la dirección de la expresidenta Dilma Rousseff.

«Empecé a ganar diez veces más que en Cuba, valió la pena», recuerda Karel Sánchez, quien dejó a dos hijos y una esposa en la Isla. Envió parte de los 2.900 dólares que recibió a su familia, que aún vive en la Isla. Hoy, sus ingresos se han reducido a alrededor de 1.100 dólares.

El acuerdo que mantuvo a los médicos cubanos en Brasil se rompió poco después de la elección de Jair Bolsonaro por decisión unilateral del régimen cubano, que se justificó en las «referencias directas despectivas y amenazantes» al programa por parte del entonces candidato presidencial.

Situación de los cubanos

Después de ser elegido, el mandatario había exigido que los profesionales pasaran pruebas de capacidad y recibieran el salario completo sin intermediarios. La transferencia del Ministerio de Salud a la OPS, la organización que negoció el contrato, era de 11.520 reales para cada profesional. Los cubanos, sin embargo, solo recibían 2.900, el resto se lo embolsaba el Gobierno de la Isla.

Después de la ruptura, el Ministerio de Salud ha dejado a su suerte los profesionales cubanos que decidieron no regresar a su país. Tampoco tiene números ni nombres de médicos, aunque se estima que alrededor de 1.800 cubanos aún se encuentran en Brasil.

El Gobierno brasileño dijo recientemente que estudiaba soluciones para la reincorporación de los galenos, pero sin un plazo definido. Ni siquiera existe una disposición que facilite la presentación de los profesionales a la Reválida, la prueba necesaria para que las calificaciones de los graduados en el extranjero sean reconocidas y puedan ejercer en el territorio brasileño.

Quienes eligen quedarse aquí todavía tienen que lidiar con la etiqueta de «desertor» del régimen cubano como represalia por la permanencia. Durante ocho años, los médicos no pueden regresar a su país de origen. 

LEE TAMBIÉN: Aprueban proyecto legislativo que incluye a médicos cubanos exiliados en Brasil

Redacción Cubanos por el Mundo

¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Fallece el cardenal cubano Jaime Ortega, artífice de la relación entre el Vaticano y el régimen

Papa Francisco envió condolencias por la muerte del Cardenal Jaime Ortega

Asesino de la joven en Miami-Dade era su tío y amante (+VIDEO)