in

Anciana cubana lleva dos meses sin cobrar y peloteada de un lugar a otro

La mujer de 68 años que responde al nombre de María Lourdes Díaz Andrade se encuentra a la deriva para poder cobrar su jubilación.

Anciana cubana lleva dos meses sin cobrar y peloteada de un lugar a otro
La anciana cubana el pasado 6 de marzo se dirigió a una sucursal del Banco Popular de Ahorro en el reparto 13 de Marzo en Cárdenas, Matanzas. Foto: Referencial/Jorge Luis Baños/IPS

Una anciana cubana se encuentra sufriendo las calamidades que suponen vivir en un sistema comunista que no ofrece soluciones, luego que presentara problemas con la tarjeta con la cual cobra su jubilación.

La mujer de 68 años que responde al nombre de María Lourdes Díaz Andrade, además de presentar varios problemas de salud, entre ellos tener secuelas por las radiaciones luego de padecer un cáncer de mama, ahora debe rogar para poder sacar su dinero en la Cuba socialista.

La anciana cubana el pasado 6 de marzo se dirigió a una sucursal del Banco Popular de Ahorro en el reparto 13 de marzo en Cárdenas, Matanzas, para renovar la tarjeta magnética con la que cobra su pensión de jubilada. La dama hizo esta solicitud porque su actual plástico se encentra “desmagnetizado”.

De igual manera, la anciana tramitó una tarjeta en MLC para recibir dinero del exterior, ya que su hijo reside en Chile y desde allí le envía ayuda.

De un lado a otro y sin tarjetas

En la sucursal del banco a la que asistió le informaron que debía buscar ambas tarjetas en el Banco Principal del BPA, en Real y Cossío, a más de 30 cuadras de su casa. El 16 de abril llamó al Banco Principal, y le indicaron que debía ir a la filial del Inass a hacer un poder para que otra persona recogiera las tarjetas, pues ya estaban. Esto debido a que, por ser una persona de la tercera edad le sugirieron quedarse en casa para evitar el contagio de coronavirus.

“Le explicaron allí cosas que ella, resumiendo, solo atinó a llamar a la Fiscalía Municipal; la respuesta fue que la Comercial del Banco había indicado que las tarjetas se recogen personalmente. Le precisaron que Fiscalía, como tal, pasaba el caso al Consejo de Defensa Municipal, en medio de la pandemia”.

indica el artículo de Juventud Rebelde.

Al quedar con las manos vacías y sin solución, la anciana cubana llamó el pasado 18 de mayo al Consejo de Defensa, de allí la enviaron a la Zona de Defensa, donde fue atendida por un hombre de 76 años, quien a su vez le dijo que discutiría su caso en el Consejo de Defensa, porque él no tiene la forma de resolver el problema de María Lourdes.

Cansada

María Lourdes intentó llamar una vez más con la esperanza de que el hombre le diera una solución, pero en comunismo eso es muy poco probable.

«Colgué el teléfono, y aquí estoy pasando mi problema. Hace dos meses que no puedo cobrar mi jubilación, ni podría tener ayuda de mi hijo”.

La anciana afirmó que, confinada en su casa por la pandemia no ha podido ir a la sucursal del banco para pedir respuestas a su caso. Su situación, al igual que la de muchos cubanos, es precaria ya que solo tiene un hijo, que está en el exterior, y actualmente vive con su nuera desempleada y su nieto de ocho años, mientras el poco dinero que percibe de la jubilación se mantiene atrapado en las cuentas del régimen.

Entretanto, la dictadura impulsa su propaganda en la que asegura que brinda atención especial especial a los jubilados, una mentira más que queda al descubierto.

Foto: Diario Girón

LEE TAMBIÉN: Muestran precaria situación de familia cubana con un niño que fue operado del riñón (+VIDEO)

Redacción Cubanos por el Mundo

¿QUE OPINAS? NO OLVIDES DEJAR TU COMENTARIOS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La tienda de repuesto y lubricantes estará cerca del terminal de Las Tunas

Construyen tienda que ofertará piezas de repuesto y lubricantes a los boteros

fallecidos diarios en Estados Unidos

COVID-19: EEUU mantiene promedio de mil fallecidos por día