in

Las deplorables condiciones en la que viven estas madres cubanas: “Aquí tenemos que defecar en cubos” (+VIDEO)

Enla comunidad residen al menos 15 familias en casa que no están terinadas, sin embargo, algunos de ellos fueron puestos ahí por el régimen tras un derrumbe

Las deplorables condiciones en la que viven estas madres cubanas: "Aquí tenemos que defecar en cubos"
Madres cubanas irrumpieron de manera ilegal en viviendas sin condiciones habitables, donde incluso deben defecar en cubos /Foto: Captura de Video
Loading...

En un reportaje publicado en el medio independiente Cubanet, se ve la deplorable situación en la que viven dos madres cubanas, en una vivienda ubicada en la comunidad conocida como la Granjita, en la zona de Alamar, municipio Habana del Este, donde incluso tienen que defecar en cubos.

Por las condiciones en las que habitan con sus hijos, estas mujeres piden al “puesto a dedo” Miguel Díaz-Canel que les brinde atención social, sin embargo, no han podido comunicarse con él.

Estas madres cubanas invadieron ilegalmente dos propiedades para poder brindarle un techo a sus hijos, pero han hecho solicitudes ante las autoridades de vivienda y solo les responden con falsas promesas de solucionar su caso, pero ninguna se ha materializado.

Loading...

Víctima de violencia doméstica, Anay Nogueira cuenta que vivió por años en un sótano donde tuvo a sus tres hijos; y tras varias denuncia encarcelaron a su pareja, pero cuando lo pusieron en libertad cogió miedo y huyó con sus menores para irse a la casa de su mamá, pero en busca de un mejor porvenir a sus hijos por lo que irrumpió en una vivienda de manera ilegal hace aproximadamente dos meses; pero el espacio no cuenta con las condiciones y deben defecar en un cubo.

Cabe destacar que, en el tiempo que la mujer vivió en el sótano, sus hijos se enfermaron de los pulmones: “Escribí varias veces al Consejo de Estado pidiendo que me sacaran de esas condiciones (…) pero como no hicieron caso y como me sugirieron ellos mismos a que me colara en un local, decidí meterme aquí”, explicó en detalle.

Loading...

Ante la falta de respuestas del régimen, la joven destacó la indignación que siente indignación, pues aseveró que si tuviera dinero para sobornar a las autoridades pertinentes, ya su caso ya habría sido solucionado, ya que ha visto como otras personas con mayores recursos si son atendidas.

Nogueira asegura que la dictadura no ha puesto ningún tipo de interés resolver los problemas de su familia, ni los del pueblo cubano.

“Yo creo que las autoridades del país no están haciendo un buen trabajo, estos casos se quedan engavetados y no llegan a donde deberían llegar, a las personas que verdaderamente tienen la capacidad de resolver este tipo de situaciones, esas personas no se enteran de esto (…) Soy madre soltera con tres niños y nadie se ha interesado en qué comen esos niños, en verdad no he visto ningún tipo de ayuda”,

Lea también: Mujer cubana se desahoga en las redes: «Basta de continuar llamándonos ‘gusanos’ y ‘traidores’ a los que no pensamos igual»

Por su parte, la otra madre cubana afectada por los mismos problemas y también vecina de Nogueira; Lenay Pasuti Aguerrido reveló que desde hace cuatro años, junto a su niña irrumpió en dicha vivienda, la cual estaba cerrada; y desde el momento que comenzó a habitarla, acudió a las autoridades para que conocieran su situación y levó varias cartas al Consejo de Estado; pero obtuvo la falsa promesa de que iban a ponerle el agua, electricidad, e incluso le instalaría servicio sanitario, pero nunca lo hicieron y hoy, con su pequeña hija tiene que defecar en cubos.

Las autoridades pertinentes aseguran que no tienen fondo habitacional para solucionar su situación: “Entonces es que decido meterme aquí. Yo ya conocía este lugar y sabía que estaba vacío hacía mucho tiempo, y que además estaba echándose a perder”, dijo.

“Aquí nunca ha venido nadie a interesarse por nuestra situación, a pesar de que somos madres con una situación económica difícil y de que hay menores conviviendo en este lugar. Nosotros no tenemos fosa, tenemos que defecar en un cubo. No tenemos agua, no tenemos luz (eléctrica). Aquí nadie tiene un contador eléctrico, aquí todos nos cogemos (robamos) la luz; un vecino se la da al otro y así”,

añadió Pasuti Aguerrido.

Como estas madres cubanas, residen otras personas en las casas a medio terminar, según aseguró la cubana, que además comentó que algunos de los vecinos fueron ubicados allí por el régimen, luego que perdieran sus casar por un derrumbe en Centro Habana.

En la comunidad de La Granjita, residen aproximadamente 15 familias, que en su mayoría fueron ubicadas allí por la dictadura y ninguna de las casa cuenta con las condiciones necesarias para vivir dignamente, deben recoger agua por sus propios medios, los techos se filtran, los mismos residentes hicieron instalaciones de la electricidad por lo que corren peligro y los adultos tienen que defecar en cubos, por que no hay instalaciones sanitarias.

La asignación de viviendas depende del incapacitado régimen cubano, por tal motivo, actualmente Cuba tiene un déficit que asciende a más de 900.000 viviendas. 

Redacción de Cubanos por el Mundo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hermanas en Chicago le propinan 27 puñaladas a un guardia

Insólito: dos hermanas le propinan 27 puñaladas a un guardia en Chicago por exigirles el uso del nasobuco

Campaña de Biden rechaza cierre de Western Union en Cuba: "Daña a las familias"

Campaña de Biden rechaza cierre de Western Union en Cuba: “Daña a las familias”