in

Carretillera confiesa: “No es para hacerse rica, pero sí da para sobrevivir”

Por otra parte, la mujer relató que, hace algún tiempo, el actual vice primer ministro del régimen cubano, Jorge Luis Tapia Fonseca la vio por la calle y dijo, “a ese mujer hay que hacerle un quiosco”, el mismo que como muchas promesas del régimen castrista quedaron solo en palabras.

Carretillera confiesa: "No es para hacerse rica, pero sí da para sobrevivir"
Entre las tantas hortalizas que oferta está la lechuga, la remolacha, el rábano, el ajo porro, la cebolla, el ajo, el tomate y el vinagre criollo. Foto: Periódico Invasor.
Loading...

Martha, una carretillera del municipio Majagua, ubicado en la provincia de Ciego de Ávila con 66 años de vida aseguró que, su trabajo pedaleando un triciclo por las calles de su municipio la ha ayudado a sobrevivir durante 30 años, “No es para hacerse rica, pero sí da para sobrevivir. Con esto saque adelante a mis hijas jimaguas”.

Esta guerrera cubana contó que, durante 18 años trabajó en la Fábrica de Conservas de Majagua, de donde se ofreció para salir a la calle a ofertar los productos a la población, desde entonces le agarró amor a su profesión de carretillera, que asegura gustarle bastante.

Por otra parte, la mujer relató que, hace algún tiempo, el actual vice primer ministro del régimen cubano, Jorge Luis Tapia Fonseca la vio por la calle y dijo, “a ese mujer hay que hacerle un quiosco”, el mismo que como muchas promesas del régimen castrista quedaron solo en palabras.

Loading...

Hay que resaltar que, durante sus años de pedalear un triciclo por todo el pueblo fue representante-vendedora de un pequeño agricultor de la zona, como también trabajó en un mercado agropecuario y en una placita.

La dama que, durante más de 10 años es cuentapropista para la comercialización de los productos que compra y vende indicó al periódico oficialista Invasor que, también le vende hortalizas a su hermana Julia y su cuñado Jorge, quienes a través de ella se dedican a la oferta de alimentos cerca de la estación policial.

Loading...

Desde las 8 y media de la mañana esta carretillera recorre las calles de Majagua

La rutina diaria de esta carretillera es pararse a las 7 de la mañana, desayunar bien para estar en aptas condiciones para la jornada que enfrentará en el día, busca sus hortalizas y, desde las 8 y media hasta las doce del mediodía pedalea hasta vender todos sus productos.

Esta mujer aseguró estar más fuerte que un roble, “Ni dolor de cabeza me ha dado. Tampoco en los pies ni en los brazos. No padezco de enfermedad alguna”.

Martha contó que, además de ser carretillera atendió a muchas personas en Majugaua durante el periodo especial, lo mismo que hace en estos tiempos con la pandemia del coronavirus.

“A mucha gente que no puede salir, le ofrezco lo que tengo. Me gritan: ‛Martha, ¡espere!’ Y estoy hasta 30 minutos en cada cuadra”.

A Martha la vida al parecer le ha sonreído un poco, pues durante 11 años cuidó de una cirujana dentista, la misma que al morir le regaló su apartamento con todo dentro, en el que ahora puede vivir tranquilamente con una de sus hijas.

Martha oferta casi 10 productos diarios

Entre las tantas hortalizas que oferta está la lechuga, la remolacha, el rábano, el ajo porro, la cebolla, el ajo, el tomate y el vinagre criollo y aunque asegura ser una necesidad el trabajar por las calles afirma que le gusta hacerlo.

“Esto ya pasó de ser una necesidad, me gusta hacerlo. Mientras pueda con los pies, sigo empujando el triciclo”.

Martha asegura que, pese a que la ganancia de lo que vende no es mucha, con el fruto de su trabajo ha podido subsistir y salir adelante en un país donde las cosas son cada vez más complicadas.

Aunque en los periódicos a fines del gobierno, historias como la de Martha parezcan un logró, la realidad cubana es que, muchos ciudadanos como ella tienen que salir a buscar el día a día para poder subsistir en la Cuba comunista de los Castro y en muchas ocasiones corren el riesgo de ser multados por ejercer el trabajo por cuenta propia algo con lo que el régimen no está de acuerdo, porque en Cuba ni trabajan por el pueblo y ni dejan trabajar a los demás por él.

Desde el inicio de la pandemia del coronavirus, miles de carretilleros cubanos han recibido multas absurdas e impagables por parte de las autoridades castristas quienes les decomisan sus productos y los vendes de manera forzada haciéndoles perder dinero y parte de su trabajo, dejándolos así sin la posibilidad de volver a invertir.

LEE TAMBIÉN: Cubano con discapacidad pide al régimen que lo deje trabajar: “Me voy a morir de hambre” (+VIDEO)

Redacción de Cubanos por el Mundo.

Written by Lucero Villalba

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estados Unidos tiene nuevo Fiscal General: Senado confirma a Merrick Garland

Estados Unidos tiene nuevo Fiscal General: Senado confirma a Merrick Garland

La cuarentena: responsable principal de la disminución de accidentes en Holguín

La cuarentena: responsable principal de la disminución de accidentes en Holguín