in

Cubana con cáncer fue brutalmente golpeada por agentes castristas el 11j

Durante su encierro, perdió la cita médica para un TAC, que es un examen que evalúa como avanza su enfermedad. Tampoco le dieron medicamentos y tampoco se pudo vacunar.

Cubana con cáncer golpeada salvajemente por agentes castristas
Miriela Cruz y su hijo / Foto: facebook
Loading...

Los relatos de quienes fueron detenidos por protestar el pasado 11 de julio de 2021 contra el régimen de Miguel Díaz-Canel siguen causando impacto. Esta vez, una cubana con cáncer identificada como Miriela Cruz, detalló como ella, pese a su edad y enfermedad, recibió una brutal golpiza por parte de agentes castristas y además de eso condenada a estar en una prisión en condiciones infrahumanas.

La mujer detalla que ella fue detenida en una estación de policía y llevada a una celda donde le dieron “golpes sin piedad”.

“Me dieron golpes sin piedad. Me dieron golpes a mí; le dieron golpes a mi hijo; le dieron golpes a una muchacha que se llevaron con mi hijo. Le dieron golpes a casi todos”, cuenta.

Miriela Cruz cuenta que a su hijo se lo llevaron del portal de su casa cuando las protestas del 11j. Ella fue hasta una Unidad Policial buscando información sobre su paradero y como no le quisieron dar, decidió hacer una protesta allí mismo.

Loading...

Se quitó una prenda que tenía y debajo tenía el pulóver que decía “Abajo la dictadura. No más hambre. No más represión. Patria y Vida”.

RECOMENDADO: Empresas de turismo a Cuba rechazan la represión castrista

Loading...

Cuenta que el pulóver se lo rompieron, dejándola semidesnuda y así mismo la montaron en una patrulla. “DE tanto golpe que me dieron llegué hecha caca a la prisión”, recuerda Cruz.

Ella recuerda el calvario que fue estar en esa prisión donde no había comida ni agua. Además los detenidos no guardaban ningún tipo de bioseguridad y afirma que en la cárcel había mucho coronavirus.

Durante su encierro, perdió la cita médica para un TAC, que es un examen que evalúa como avanza su enfermedad. Tampoco le dieron medicamentos y tampoco se pudo vacunar.

“Las condiciones son pésimas. Había COVID en la prisión. En mi celda éramos 20 mujeres y había un vaso para las veinte. Tomábamos agua de un cubo que había en el baño con tremenda suciedad”, detalla Cruz.

Afirma que no conforme con los golpes, fue obligada a andar en ajustador por toda la Estación Policial, incluso fue paseada delante de varios militares. Detalla que entre los encarcelados, habían personas con brazos fracturados y moretones de los golpes que le habían dado.

Redacción Cubanos por el Mundo

Written by John Márquez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Camagüey: Flexibilizan medidas preventivas a pesar de la COVID-19

Camagüey: Flexibilizan medidas preventivas a pesar de la COVID-19

Díaz-Canel molesto porque la OEA tratará el tema Cuba

A Díaz-Canel le duele que la OEA vaya a tratar el tema de Cuba